Amigos de Crehana y Domestika: el país los necesita. Viñeta de @postsdedicados