El exasesor presidencial condenado a 25 años de cárcel ha sido trasladado del Centro de Reclusión de Máxima Seguridad (CEREC) de la Base Naval del Callao al penal Ancón I luego de que se diera a conocer que venía realizando llamadas telefónicas diarias, las mismas que tenían una duración de aproximadamente dos horas. El ex ministro del Interior, José Pérez Guadalupe explica qué implicancia tiene este hecho.