El exfiscal de la Nación, Pedro Chavarry ha sido condenado a cuatro años de prisión suspendida, inhabilitación por otros cuatro años para el ejercicio de la función pública y al pago de una reparación civil que asciende a la suma de 100 mil soles.

Esto, luego de que el Poder Judicial lo encontrara culpable de delito de encubrimiento real por haber separado a los fiscales Rafael Vela y José Domingo Pérez del Equipo Especial Lava Jato y por buscar entorpecer la investigación contra Keiko Fujimori y su partido, Fuerza Popular, en el caso Odebrecht.

En la resolución del juez Hugo Nuñéz Julca, titular del Jugado Supremo de Investigación Preparatoria, se precisan las conversaciones del chat ‘La Botica’ de los legisladores de Fuerza Popular donde, según la justicia, se muestran coordinaciones para librar a Fujimori de sus acusaciones.

Añadido a eso, están las declaraciones de un testigo protegido y de Jorge Yoshiyama Sakaki, quienes confesaron la existencia de un pacto entre Pedro Chavarry y la bancada naranja para que este los ayude en las investigaciones a cambio de protección en el Congreso ante las denuncias constitucionales que enfrentaba.

“Estamos ante un verdadero acuerdo subrepticio destinado a sacar a los fiscales a cambio de que en el Parlamento Fuerza Popular blinde a Pedro Chávarry respecto a las denuncias que había en el Congreso (…). existió un acuerdo de intercambio de apoyo”, refiere la resolución del juez.

El pasado julio del 2018, Pedro Chavarry juró como fiscal de la Nación pese a los cuestionamientos que, como integrante del Ministerio Público, lo vinculaban a la organización criminal ‘Los Cuellos Blancos del Puerto’. Denuncias que él pretendió minimizar y que propiciaron su renuncia seis meses después.

El 17 de junio del 2021, la Junta Nacional de Justicia (JNJ) encargada de nombrar, ratificar y sancionar a los integrantes del sistema de justicia, decidió destituirlo del cargo al establecer que incurrió en una falta grave a la carrera fiscal y al comportamiento ético de un funcionario público.

A la edad de 67 años y tras casi tres décadas de haber recibido una medalla como representante del Ministerio Público, la carrera de Pedro Chavarry, uno de los altos funcionarios públicos más conocidos en ser perseguido por su propia institución, ha llegado a su fin.

Mira aquí la resolución del Poder Judicial.

Sentencia Chavarry EXP. 4615-2019 by Epicentro TV on Scribd