Visiblemente ofuscado, Eduardo Pachas, el abogado del presidente Pedro Castillo enfiló sus baterías contra el Ministerio Público, acusando el equipo especial Lava Jato de haber filtrado detalles del testimonio de Karelim López a la prensa.

Afirma que la gestora de intereses ha sido financiada económicamente por sectores de la oposición vinculados al parlamento, a quienes acusó de golpistas. Sobre su patrocinado, indica que ha negado todo y que el mismo lunes acudirá al Ministerio Público a dar su testimonio.

Que todo lo que dice Karelim Lopez es solo “de oídas” y que no hay ninguna prueba que vincule a Pedro Castillo con alguna mafia en el Ministerio de Transportes porque el contrato de Provías por el puente Tarata fue declarado nulo.

Desdeñó, no obstante, el importante detalles de que dicho contrato, por más de 230 millones de soles, se declaró nulo luego de conocerse el escándalo de las reuniones en la casa de la calle Sarratea en Breña.