El presidente designa ministros impresentables, la gente protesta, el presidente los cambia. Y así hasta el infinito. Perucito mío...¿hasta cuándo? Otra viñeta de @postsdedicados